Blog

¿Qué es el root o rooteo? ¿Para qué sirve?

Recientemente hemos recibido varios e-mails de nuestros usuarios preguntándonos por este tema, qué significa, para qué sirve y si conlleva algún peligro.

Para dar una explicación sencilla y simple, "root" (en inglés "raíz") es el nombre que recibe la cuenta con privilegios de administrador sobre un sistema operativo basado en UNIX, como es el caso de Android.

Es un tipo de acceso que utilizan los desarrolladores de software, por ejemplo, cuando quieren crear aplicaciones para el sistema, o que utilizan los servicios técnicos para arreglar problemas que puedan ser solucionados por software como por ejemplo desarrollando actualizaciones. Por tanto, permite realizar acciones avanzadas con el sistema habitualmente no disponibles, como instalar aplicaciones especiales sin restricciones, activar funciones del teléfono que estaban limitadas, o forzar al hardware para acelerar la velocidad o aumentar el voltaje con los que trabajan los procesadores del terminal.

Suena bien, ¿verdad? Sin embargo, y como todo, las ventajas siempre conllevan algunos inconvenientes. Principalmente tres.

El primero de todos es que el acceso root no viene activado por defecto, ni se puede activar por accidente con el uso habitual del teléfono. Para obtener este acceso hay que llevar a cabo ciertas acciones muy concretas (a veces muy complicadas, dependiendo del fabricante) y, durante el proceso de activación, una imprudencia puede dejar el teléfono inservible.

El segundo es que al abrir esta puerta e instalar aplicaciones desde cualquier fuente sin verificar, puedes dejar entrar software malicioso que obtenga información privada y personal como, por ejemplo, contraseñas.

El tercero, en el peor de los casos, puede que incluso se dañe el propio terminal. Pongamos por caso que queremos que nuestro teléfono pueda mover juegos más exigentes, y usando el rooteo aceleramos el procesador aumentando su voltaje. Si no se tienen los conocimientos técnicos necesarios, un exceso de voltaje sobrecalienta el procesador y podría llegar incluso a fundir la placa base del teléfono.

Por ello, y como es obvio, ninguna compañía recomienda a sus usuarios el rooteo de sus móviles y han establecido medidas de seguridad para que el acceso al mismo no sea fácil ni accidental, ya que no está destinado al uso normal del usuario. Es también por ello que la gran mayoría de las compañías no cubren los daños derivados del rooteo en sus garantías, en cualquiera de sus formas.

¿Qué opinas del rooteo? ¿Crees que es algo imprescindible para el uso cotidiano del teléfono?