Blog

El fin del roaming en Europa

Si has vivido en una cueva durante los últimos 10 años tal vez te preguntes ¿qué es eso del roaming? El roaming es una forma de tarificación que aplican los operadores de telefonía cuando usamos nuestro teléfono móvil en el extranjero para llamar, enviar mensajes, usar internet, etc.

El pasado mes de enero, la Comisión Europea hizo oficial la fecha a partir de la cual esta forma de tarificación desaparecería en Europa, el jueves 15 de junio de 2017, es decir, hoy mismo.

Esto significa que cualquier usuario una línea de teléfono móvil, sea de contrato o prepago, y con cualquier operadora europea, podrá llamar, enviar mensajes o usar datos móviles sin aumento en el coste de su tarifa.

 

¿Tengo que hacer algo en particular para activar el roaming gratuito?

No, esta nueva regulación se aplica de forma automática, y las operadoras serán las encargadas de eliminar ese sobrecoste, avisando a sus clientes previamente.

 

¿Hay algunas condiciones o limitaciones?

No es oro todo lo que reluce, pero tampoco son preocupantes.

La primera condición es que cualquier exceso de nuestra tarifa contratada tendrá un sobrecoste. Por ejemplo, si en España tienes contratada una tarifa con 1,5 GB de datos al mes, dispondrás de esa cantidad en el extranjero. Pero si superas esos 1,5 GB en tu consumo, se aplicará un coste extra de 7,7€ por cada GB consumido demás. Pero se espera que esta cantidad baje hasta los 2,5€ por GB a partir de 2022.

En el caso también de tarifas particulares con muchos datos, por ejemplo tarifas de 25 GB de datos pueden presentar también restricciones en el número de GB que podemos usar sin que se nos aplique el sobrecoste. Para calcular cuántos GB podemos usar en un caso similar, los chicos de El Androide Libre lo han explicado estupendamente en su post sobre roaming con un ejemplo.

Por otra parte, para evitar un uso malintencionado, por ejemplo, usar una tarifa muy competitiva de una operadora alemana en España, no será aplicable el roaming gratis una vez superados 4 meses desde que abandonamos el país de origen donde se contrató la línea, y la operadora se pondrá en contacto con el cliente para regularizar su situación.

Por último destacar que, aunque algunas operadoras no lo digan abiertamente, al eliminarse el sobrecoste por roaming, esto probablemente suponga que realicen un leve aumento del coste de la tarifa contratada, para cubrir los beneficios perdidos al eliminar el roaming.

 

Entonces, son buenas noticias ¿verdad?

Muy buenas. Hablamos de una tarifa pensada para viajeros, y eso nos permitirá viajar con más seguridad y tranquilidad, al saber que no tendremos que preocuparnos por cambiar de país, eso sí, siempre dentro de la Unión Europea. También simplifica esa planificación previa a los viajes en las que tocaba llamar a tu operador para preparar tu tarifa de datos durante lo que durara tu viaje.

Y a ti, ¿qué te parece? ¿Planeas hacer mucho uso del roaming?